Tucumán abre los brazos a miles de peregrinos que llegan al Congreso Eucarístico

Tucumán abre los brazos a miles de peregrinos que llegan al Congreso Eucarístico

Con un cielo nublado, pero desbordante de emociones que afloran por toda la ciudad, San Miguel de Tucumán recibe a los 17.000 inscriptos que participarán del XI Congreso Eucarístico Nacional (CEN), que comienza este jueves 16 de junio, a las 17, con la misa inaugural, presidida por el arzobispo de Tucumán, monseñor Alfredo Zecca, y se extenderá hasta el domingo 19 con el lema “Jesucristo, Señor de la historia, te necesitamos”.

Con un cielo nublado, pero desbordante de emociones que afloran por toda la ciudad, San Miguel de Tucumán recibe a los 17.000 inscriptos que participarán del XI Congreso Eucarístico Nacional, que comienza este jueves 16 de junio y se extenderá hasta el domingo 19 con el lema “Jesucristo, Señor de la historia, te necesitamos”. 

En la mañana de este jueves se realizó el acto oficial de recibimiento a las autoridades eclesiásticas en el teatro San Martín de esta ciudad. El cardenal Giovanni Battista Re, quien arribó en la noche de ayer, recibió las llaves de la ciudad y pronunció su primer discurso como delegado del papa Francisco para este acontecimiento. 

También llegaron a Tucumán el arzobispo emérito de Santiago de Chile, cardenal Francisco Errazuriz, el arzobispo de Montevideo, Uruguay, cardenal Daniel Sturla, obispos representantes de México, Ecuador, Brasil, Paraguay y Perú y unos 80 obispos argentinos. 

La apertura del Congreso tendrá lugar esta tarde a las 17, en el Hipódromo provincial, con la celebración de la misa que será presidida por el arzobispo de Tucumán, monseñor Alfredo Zecca. Allí también habrá palabras del cardenal Re para dar la bienvenida a los congresistas e iniciar formalmente las actividades. 

Una ciudad inundada de jóvenes entusiastas 

Jóvenes con sus bolsos, colectivos y traffics, voluntarios en todos lados que reciben con disponibilidad y alegría, son una postal que se va haciendo más frecuente. Tucumán vive las horas previas de una gran fiesta que tendrá a Jesús Eucaristía como centro durante cuatro días. 

Los congresistas, -en gran mayoría jóvenes- retiran sus credenciales y el material que les brindan, desde la organización del Congreso, y se van ubicando en los diversos lugares de alojamiento. 

Algunos en pequeños grupos, otros en grupos más bulliciosos y numerosos, todos con ánimo de contar de donde vienen, cuántos son, cuál es su parroquia. Compartimos algunos testimonios: 

Franco Di Lassio, del movimiento misionero lourdista de Tucumán, manifestaba que “la palabra para definir lo que significa para nosotros los tucumanos recibir el CEN es ‘bendición’. Somos muy afortunados de recibir a todo el país aquí y demostrar que la Iglesia sigue latente, viva y particularmente la juventud” 

Gabriel Carrizo, servidor del Espacio Joven y miembro de la Acción Católica, con mucha alegría va recibiendo a los grupos que llegan, -ya que está a cargo de los congresistas que se alojarán en la escuela Monteagudo-, comentó a AICA que muchos grupos del movimiento se asociaron para brindar este servicio, que lo define como “un servicio para Dios”. 

Natalia Morales llegó de Corrientes y también se ofreció como servidora: “Somos un grupo de jóvenes de la Renovación Carismática que vinimos a servir a Jesús Eucaristía y junto a jóvenes de Tucumán tenemos la tarea de llevar a los congresistas a sus lugares de alojamiento”, nos dice con una sonrisa y nos pide, antes de despedirse, que no nos olvidemos de decir que “se puede ser feliz y divertirse sanamente con Jesús”. 

Facundo Etchebar, que pertenece a la pastoral diocesana de la juventud de la diócesis de Río Cuarto, acaba de bajarse del ómnibus luego de varias horas de viaje, pero no es impedimento para contar con entusiasmo que “somos un grupo de 250 personas, muchos jóvenes y estamos muy felices de participar del Congreso”. 

“Venimos, agregó, con la expectativa de ser parte del Espacio Joven donde son más de 6.000 los inscriptos. “En la diócesis de Río Cuarto, explicaba Facundo, hay un gran movimiento juvenil y en muchas parroquias hay adoración al Señor en la Eucaristía. Esperamos vivir una experiencia fuerte y renovar el entusiasmo para que se contagie en otras comunidades la alegría que nos da adorar a Jesús”, expresó el joven. 

“En la Eucaristía se centra toda nuestra fe” nos dice Diego Hormazábal que vino con un grupo de 30 seminaristas de San Nicolás, Rosario y Cruz del Eje. "Estamos plenos y somos felices de poder compartir con todas las iglesias del país, el amor a Jesús Eucaristía, en un espíritu de fraternidad que nos alimenta en nuestro camino vocacional” concluyó.

Coment� la nota