Cuidado de la Creación: Referentes de los credos plantan un olivo y una palmera

 Integrantes del Consejo Interreligioso de Mendoza plantaron un olivo y una palmera durante la IV Jornada Mundial de Oración por el Cuidado de la Creación, que se realizó el 6 de septiembre en el Parque Metropolitano Sur, de Maipú. Estuvo presente el arzobispo de Mendoza, monseñor Marcelo Daniel Colombo.

Integrantes del Consejo Interreligioso de Mendoza plantaron un olivo y una palmera durante la IV Jornada Mundial de Oración por el Cuidado de la Creación, instaurada por el papa Francisco, y que en la provincia se realizó el 6 de septiembre en el Parque Metropolitano Sur, de Maipú. 

La actividad fue organizada por los referentes de los credos junto con la Municipalidad de Maipú y contó con la presencia del arzobispo de Mendoza, monseñor Marcelo Daniel Colombo. 

“En esta jornada de oración damos gracias al Señor por el don de la casa común y por todos los hombres de buena voluntad que están comprometidos en custodiarla”, se destacó en el inicio. 

El momento de oración incluyó un signo concreto en el que reflexionaron sobre la necesidad de “reunirnos para crear una sociedad global sostenible que esté fundada en el respeto por la naturaleza, los derechos humanos universales, una economía justa y una cultura de la paz entendiendo que todo es propiedad de Dios y nadie debería enseñorearse mezquinamente como dueño de la creación”. 

Como signo de este compromiso, las autoridades eclesiásticas y políticas plantaremos un olivo y una palmera en el parque. “Ellos serán testigos vivos de nuestro compromiso por cuidar nuestra Casa Común, y ‘símbolo de diálogo, encuentro y pluralidad’”, decía la tarjeta de invitación. 

La actividad continuó con una oración conjunta del Consejo Interreligioso, varias súplicas e intenciones, finalizando con las palabras del intendente de Maipú, Alejandro Bermejo. 

Estuvieron presentes referentes de la Iglesia Católica Apostólica Romana, la Iglesia Evangélica Metodista Argentina, la Iglesia Bautista del Centro, la Iglesia de Jesucristo de los Santos de los Últimos Días (Mormones), el Centro Islámico de Mendoza, la comunidad judía a través de la Sociedad Israelita de Beneficencia de Mendoza, la Comunidad Budista y el Movimiento Hare Krishna de Mendoza. 

Oración compartida con los presentes 

Dios omnipotente, 

que estás presente en todo el universo 

y en la más pequeña de tus criaturas, 

que rodeas con tu ternura todo lo que existe, 

derrama en nosotros la fuerza de tu amor 

para que cuidemos la vida y la belleza. 

Permítenos manifestar Tu paz, 

para que vivamos como hermanos y hermanas sin dañar a nadie. 

Dios de los pobres, 

ayúdanos a rescatar a los abandonados y olvidados de esta tierra 

que tanto valen a tus ojos. 

Danos la inteligencia por la cual purifiquemos nuestros corazones, 

para que seamos protectores del mundo y no depredadores, 

para que sembremos hermosura y no contaminación y destrucción. 

Toca los corazones de los que buscan 

sólo beneficios a costa de los débiles y de la tierra. 

Enséñanos a descubrir el valor de cada cosa, 

a contemplar admirados, 

a reconocer que estamos profundamente unidos 

con todas las criaturas en nuestro camino hacia tu lazo de amor infinito. 

Gracias porque estás con nosotros todos los días. 

Aliéntanos, por favor, en nuestra lucha por la justicia, el amor y la paz. 

Toda alabanza te es debida a Ti, oh Dios, por la bondad que nos dispensas. 

Danos corazones capaces de regocijarse en tus dones; 

capaces de suplicar perdón cuando se yerra; 

y capaces de vivir con justicia. 

Todo esto te pedimos en nombre de tu infinita Misericordia, 

porque eres un Dios que amas a la Humanidad. Amén

Coment� la nota