Time: Una monja, entre las 100 personas más influyentes del mundo

Time: Una monja, entre las 100 personas más influyentes del mundo

Es Norma Pimentel, de la congregación de las Misioneras de Jesús, hija de mexicanos y residente en Estados Unidos. Desde los años 80 brinda asistencia a migrantes con una organización y denuncia los atropellos de los que son víctima.

La Revista Time ha incluido en su famosa lista de personas más influyentes del año a Norma Pimentel, una religiosa. De la congregación de las Misioneras de Jesús, a Pimentel se la conoce por su trabajo de acompañamiento e inclusión de las personas migrantes.

Desde la frontera sur de Estados Unidos, tanto en el campamento de Matamoros como en el Valle del Río Grande (donde dirige un refugio), esta monja denuncia la situación de los migrantes y ha exigido en repetidas ocasiones que cambien las leyes.

A través de su rostro, la caridad católica que se practica entre Texas y México tendrá presencia en la lista que ha elaborado la revista este año, que se publicará en su edición de octubre. Lo hará, por ejemplo, junto a mujeres implicadas en el movimiento 'Black Lives Matter', al director del Instituto Nacional de Alergias y Enfermedades Infecciosas de EE.UU. o a Angela Davis, icono del activismo antirracista.

"Creo que esta selección viene como un reconocimiento al trabajo que hacemos aquí en la frontera, el de restaurar la dignidad humana a los necesitados", ha dicho Pimentel, agradeciendo el homenaje. "Espero que este reconocimiento traiga más comprensión y ayude a las personas a ver más claramente lo que cada uno de nosotros puede hacer para respetar toda la vida humana".

El trabajo de la hermana Norma comenzó en los años 80 cuando se percató que cientos de inmigrantes que cruzaban la frontera buscaban ayuda en el convento donde ella residía en Estados Unidos. Años después llegó  Caridades Católicas, donde le dio forma a su labor humanitaria. "Lo más importante que ofrecemos es restaurar su dignidad porque han pasado por muchísimos atropellos y abusos", precisa la religiosa.

Comentá la nota