Papa Francisco: Instrumentum laboris del Sínodo es un documento destinado a ser destruido

Papa Francisco: Instrumentum laboris del Sínodo es un documento destinado a ser destruido

En su discurso a los participantes del Sínodo de la Amazonía cuyos trabajos comenzaron este lunes 7 de octubre, el Papa Francisco afirmó que el Instrumentum laboris es un documento “mártir” destinado a ser destruido.

POR WALTER SÁNCHEZ SILVA.

Al explicar la importancia de la acción del Espíritu Santo en el Sínodo, el Santo Padre recordó que antes de este evento “se hicieron consultas, se discutieron en las conferencias episcopales, en el Consejo Presinodal, se elaboró el Instrumentum laboris, que como saben es un texto mártir destinado a ser destruido, porque de ahí es como punto de partida para lo que el Espíritu va a hacer en nosotros. Y ahora caminar nosotros bajo la guía del Espíritu Santo”.

El Pontífice confirmó así lo dicho hace unos días por el Secretario General del Sínodo de los Obispos, Cardenal Lorenzo Baldisseri, que en conferencia de prensa explicó que el Instrumentum laboris no es un documento magisterial ni pontificio.

“Hay críticas al Instrumentum laboris y lo primero que debo decir es que no es un documento pontificio”, dijo el Cardenal italiano en rueda de prensa el 3 de octubre en la Sala Stampa del Vaticano.

El Purpurado explicó que el texto es el resultado de dos años de trabajo durante los cuales se ha escuchado a “los pueblos amazónicos y esta expresión se ha recogido no en una sola asamblea” sino en varias, en las que “los obispos responsables directos de la evangelización escuchan al pueblo y debemos registrar esto. Han sido dos años de preparación y esta es la síntesis”.

El Secretario General del Sínodo indicó asimismo que “si hay un cardenal o un obispo que no está de acuerdo y ve que hay contenidos que no corresponden, está bien. En tanto diré que es necesario escuchar y no juzgar porque (el Instrumentum laboris) no es un documento magisterial. Es el documento de trabajo que será dado a los padres sinodales y que será la base para poder comenzar trabajos y construir desde cero el documento final”.

En su discurso esta mañana, el Purpurado italiano dijo que “en las tres semanas de trabajo que se abren hoy ante nosotros, el Instrumentum laboris constituirá el punto de referencia y la base necesaria de la reflexión y del debate sinodal y no un texto a enmendar”.

La función del Instrumentum laboris, precisó, “termina con la elaboración del documento final que recogerá los resultados alcanzados por esta asamblea y por todo el proceso sinodal”.

Críticas al documento de trabajo del Sínodo de la Amazonía

En los últimos meses distintos obispos y cardenales han expresado una postura crítica al documento de trabajo o Instrumentum laboris del Sínodo de la Amazonía.

El Obispo Emérito de Marajó (Brasil), Mons. José Luis Azcona, quien sirvió en esta jurisdicción amazónica durante casi 30 años, ha escrito varios artículos críticos sobre el Instrumentum laboris.

En uno de ellos criticó el rol de la Red Eclesial Panamazónica (REPAM) que en su opinión se basa en un “pensamiento único” que es “amenazante” para el camino de la sinodalidad y la unidad eclesial de Brasil.

El Prelado dijo además que la Amazonía, al menos en Brasil “ya no es católica” y lamentó la ausencia en el documento de trabajo de referencias a Cristo crucificado en la evangelización de los pueblos de la región.

A comienzos de septiembre de 2019 los cardenales Walter Brandmüller y Raymond Burke escribieron cada uno una carta en italiano a los demás miembros del Colegio Cardenalicio, –a las que ACI Prensa tuvo acceso– haciendo una grave denuncia sobre algunos puntos del documento de trabajo.

El Cardenal Brandmüller advirtió que “las formulaciones nebulosas del Instrumentum, como la pretendida creación de nuevos ministerios eclesiales para las mujeres y, sobre todo, la ordenación presbiteral de los llamados viri probati, suscitan la fuerte sospecha de que se pondrá bajo discusión incluso el celibato sacerdotal”.

En julio de este año, el Cardenal Gerhard Müller, Prefecto Emérito de la Congregación para la Doctrina de la Fe también hizo una crítica al documento de trabajo, precisando por ejemplo que en el texto “no se aclara el significado de los términos clave, que son utilizados de manera ambigua”.

En concreto, cita conceptos poco explicados como “camino sinodal”, “desarrollo integral”, “Iglesia samaritana, sinodal y abierta” o “Iglesia de apertura, Iglesia de los pobres, Iglesia del Amazonas”.

En segundo lugar, asegura que “la estructura del texto presenta un giro radical en la hermenéutica de la teología católica”. En el Instrumentum Laboris, “toda la línea de pensamiento se vuelve autorreferencial y circula en torno a los últimos documentos del Magisterio del papa Francisco, con algunas escasas referencias a Juan Pablo II y Benedicto XVI”.

“Tal vez se desea así mostrar una especial lealtad al Papa, o tal vez se crea que es posible evitar los desafíos del trabajo teológico cuando se hacen constantes referencias a palabras clave muy conocidas, y a menudo repetidas, que los autores llaman, de una manera bastante vulgar, ‘el mantra de Francisco’”, escribió.

En las últimas semanas, el Cardenal Jorge Urosa, Arzobispo Emérito de Caracas, envió a ACI Prensa tres artículos y una breve declaración sobre el Sínodo de la Amazonía.

En el primero el Cardenal venezolano destacó las fortalezas y debilidades del Sínodo con la intención de que los padres sinodales ayuden a mejorar estas últimas.

En el segundo, el Purpurado explicó que el Instrumentum laboris “no es un documento para una asamblea de ONGs, sino de un Sínodo eclesial, de una asamblea importantísima de la Iglesia para ayudarla a vivir mejor su misión, para revitalizar la Iglesia allí y en el mundo entero, para lo cual hay que presentar nuevos caminos de auténtica evangelización”.

Mientras que en el tercero el Arzobispo Emérito de Caracas precisó las razones por las cuales no se debe admitir hombres casados ni mujeres en el orden sacerdotal.

El Cardenal Urosa también hizo una declaración en la que explicó que “un análisis del Instrumento laboris no es para atacar al Sínodo, ¡sino para contribuir a que salga bien!”.

El Arzobispo señaló que “el Sínodo es muy importante, y yo quiero contribuir modestamente, a que sea un éxito para la evangelización, la revitalización de la Iglesia y para la defensa de la Amazonia y de sus pobladores. Las observaciones son hacia el texto, que en mi opinión se puede y se debe mejorar”.

Coment� la nota