Mons. Arancedo pidió que la Jornada de los Pobres afiance la cultura del encuentro

Mons. Arancedo pidió que la Jornada de los Pobres afiance la cultura del encuentro

El arzobispo de Santa Fe de la Vera Cruz, monseñor José María Arancedo, destacó que la Jornada Mundial de los Pobres, que se celebrará el domingo 19 de noviembre, será una oportunidad para que “crezca el compromiso de todos en el amor hacia los más pobres y que afiance el caminar de nuestra patria en la que todos nos sintamos y seamos sus artífices de la cultura del encuentro”. 

El arzobispo de Santa Fe de la Vera Cruz, monseñor José María Arancedo, destacó que la Jornada Mundial de los Pobres que, instituida por el papa Francisco, se celebrará el próximo domingo 19 de noviembre será una oportunidad para “desplegar actitudes evangélicas de misericordia, de cercanía, de escucha compasiva, mirada atente, y compartir la oración y la alegría del amor de Dios por todos. 

“Vivir con alma de pobres hace visible en la comunión de lo que somos y tenemos. Así lo experimentaron las primeras comunidades cristianas, en las que se compartía la fe, la vida cotidiana y los bienes según las necesidades de cada uno. Este espíritu de pobreza lleva a una felicidad que nace de la alegría de haber encontrado al Señor”, sostuvo. 

El prelado advirtió que “la dureza del momento presente y la autenticidad del compromiso exigen a todo bautizado realizar una acción eficaz de promoción de la justicia, de alivio del dolor y de una defensa de la real dignidad del pobre, del débil y del indefenso”. 

“Redescubrir el valor evangélico de la pobreza implica entonces opciones concretas de justicia y de solidaridad. En una patria dotada de todo tipo de recursos y posibilidades, la falta de coherencia de la fe y de vivir una solidaridad sostenida en el tiempo es en gran medida la causa de los niveles de miseria que mucha gente sufre”, alertó, y agregó: Ese desinterés y frialdad por el que sufre, instaura en la tierra un sistema férreo de desigualdad”. 

El arzobispo santafesino recordó que para la celebración de la Jornada, el papa Francisco invita a organizar “diversos momentos de encuentro y de amistad, de solidaridad y de ayuda concreta” y detalló algunas acciones que se pueden realizar en esa fecha, además de momentos de oración. 

“El gesto sencillo, cotidiano, cercano y atento, con la dulzura de la preocupación por las necesidades del hermano, hacen posible una transformación que es propia del amor. A la Virgen le pedimos que esta Jornada sea una oportunidad para que crezca el compromiso de todos en el amor hacia los más pobres y que afiance el caminar de nuestra patria en la que todos nos sintamos y seamos sus artífices de la cultura del encuentro”, concluyó.

Coment� la nota